Posted in:

Caídas en los Ancianos: Cómo el Pilates puede ayudar en la Prevención

El aumento de la población de ancianos es una realidad mundial, esto es una señal de desarrollo.

Para la salud pública es una conquista, pues prolongación de la vida es una ambición de todo el ser humano, y los padrones de mortalidad anciana, en países desarrollados y países en vías de desarrollo tienen se mantenido semblante en los últimos años.

En Brasil hubo crecimiento del número de personas con 60 años o más y eses números están aumentando. Por ejemplo, en 1960, los 3,3 millones de los brasileños eran ancianos y representaban el 4,7% de la población.

En 2000, los 14,5 millones, o sea el 8,5% de los brasileños estaban en ese grupo de edad, y en 2010 ya pasaban del 10,8% de la población, o sea, eran 20,5 millones de ancianos.

Caídas en los Ancianos

Con el aumento de la expectativa de vida, aumenta la preocupación con las caídas en los ancianos, que constituyen un importante problema de salud pública debido a su alta incidencia.

Entre personas con edad igual o superior a los 65 años, eso ocurre por lo menos una vez al año.

Las caídas en los ancianos son consideradas un problema importante en la salud pública para ese tipo de población, esa es la principal causa de complicaciones y heridas, fatales o no.

De acuerdo con algunos datos de las investigaciones y de la OMS, las caídas en los ancianos ocurren en más del 30% en los ancianos de comunidad y el 40% de ellos tienen más de 80 años de edad, mientras los ancianos que están en alguna casa para ancianos, esa frecuencia es aún mayor, superando el 50%.

El accidente más común en la vida diaria son las caídas en los ancianos, la principal causa de muerte accidental.

La tasa de mortalidad debido a las caídas en los ancianos es de 10 en 100 mil personas en el grupo de edad de 65 hasta 74 años y de 147 en 100 mil personas con 85 años o más.

Envejecimiento

El proceso de envejecimiento causa al cuerpo humano pierdas fisiológicas, como la disminución de la densidad ósea y de la masa muscular, la instabilidad postural, y el comprometimiento de la capacidad visual y auditiva.

Con el consumo mayor de medicaciones debido a presencia de innúmeras enfermedades, además los riesgos ambientales que pueden predisponer las caídas, podemos definir la caída como un evento no intencional que tiene como resultado el cambio de la posición inicial de la persona para un mismo nivel o nivel más bajo.

La fractura del fémur es la lesión más común recurrente de las caídas y la causa más frecuente de las internaciones y emergencias, siendo que el 30% de los ancianos fallecen en hasta un año.

Mismo cuando las caídas en los ancianos causan lesiones menores, ellas pueden afectar la calidad de vida de los ancianos, llevando al miedo de caídas con frecuencia y causando restricciones de las actividades, de la movilidad, el aislamiento social y la depresión.

De esa forma podemos resaltar que las heridas no intencionales tienen el predominio expresivo entre los factores externos.

Ejercicio Físico

Los ejercicios físicos son la opción más eficaz para ayudar a combatir el riesgo de caídas en los ancianos, además de promover la calidad de vida y ayudar en la autonomía de los ancianos.

De manera global podemos decir que los beneficios son esenciales para la longevidad ayudando a prevenir las enfermedades cardiovasculares, las musculoesqueléticas y las enfermedades mentales, desde que practicado regularmente.

Es extremamente importante que el anciano tenga en su rutina de vida diaria la práctica de ejercicios físicos que promueven el aumento de la masa muscular, de fuerza muscular, del equilibrio y desempeña un papel llave en la manutención de la movilidad ayudando a prevenir el riesgo de caídas en los ancianos.

El equilibrio postural depende del perfecto funcionamiento del sistema nervioso central, del sistema sensorial, del estado hemodinámico y del sistema osteoarticular, uno de los factores intrínsecos que es capaz de desencadenar las caídas en ancianos y la pérdida del equilibrio.

Esa pérdida de equilibrio es un proceso que depende de la integración del sistema vestibular, visual y propioceptivo, respuestas neuromusculares, fuerza muscular y tiempo de reacción, que conforme el avanzo de la edad ocurre, el declive de estas funciones.

Se sabe que la alteración de la fuerza muscular en los ancianos afecta principalmente en los miembros inferiores, que influenciará la realización de las actividades de vida diaria, y ese facto se explica porque parte de las caídas en los ancianos están relacionados con la alteración de la marcha.

La actividad física es una intervención importante que puede ser efectiva en la reducción de los riesgos de caídas, en la medida que irá prevenir o minimizar los cambios recurrentes del proceso de envejecimiento, reduciendo la incidencia y la gravedad de las caídas en los ancianos y mejorando sus calidades de vida.

La utilización de un programa de ejercicios físicos es esencial para prevenir y minimizar los déficits de equilibrio en ancianos, y los objetivos generales de los ejercicios físicos en la prevención de caídas en los ancianos son:

  • Desarrollar y perfeccionar las estrategias de equilibrio y marcha
  • Fortalecer la musculatura de los miembros inferiores
  • Mejorar la amplitud de movimiento articular
  • Aumentar la flexibilidad
  • Desarrollar la coordinación y la agilidad durante los movimientos
  • Fortalecer la musculatura del tronco para la estabilización
  • Mejorar la función cardiorrespiratoria
  • Reducir y si posible eliminar el miedo de caídas
  • Perfeccionar la autonomía y la independencia del anciano
  • Identificar los riesgos y orientarlos para mayor seguridad en el ambiente domestico

Beneficios del Ejercicio Físico para los Ancianos

De esta forma una medida que debe ser incentivada es la práctica de ejercicios, eso un factor de mejora en la salud global de los ancianos proporcionando varios beneficios.

Los beneficios son el gano de fuerza muscular, la mejora del equilibrio y de la marcha, aumento de la flexibilidad, proporcionando una mayor independencia para el anciano, así él tendrá más seguridad para realizar las actividades de vida diaria.

Además de beneficios psicológicos como elevación de la autoestima y de la confianza, el programa de ejercicios físico, generalmente proporciona la socialización de los ancianos, asociando todos los beneficios proporcionados por la actividad física.

La práctica de ejercicios debe ser incentivada como una manera de prevención decaídas en los ancianos, mejora de la calidad de vida y de la salud global.

Los ejercicios tiene como objetivo la prevención de caídas deben ser simples y consistir en:

  • Entrenamiento de equilibrio estático o dinámico: en superficies estables e instables, entrenamiento de trasferencias de peso y cambio de dirección.
  • Entrenamiento de marcha: caminar sobre una línea imaginaria con pasando por obstáculos, escales y suelos irregulares.
  • Ejercicios de resistencia para fortalecimiento muscular, principalmente de los miembros inferiores
  • Entrenamiento de flexibilidad y estiramiento
  • Entrenamiento de propiocepción
  • Entrenamiento de las actividades diarias: sentar y levantar, hacer las trasferencias y coger objetos en el suelo.
  • Entrenamiento para mejorar la postura.

Un ejercicio físico es un fuerte aliado y es efectivo en la reducción de caídas.

Un programa de ejercicios bien pensado que mejora la fuerza muscular y el equilibrio, orientado de manera individual y por un profesional calificado es capaz de mejorar la independencia y la longevidad de los ancianos.

Para los ancianos, la caída puede significar la decadencia y el fracaso generado por la percepción de pérdida de la capacidad del cuerpo, aumentando el sentimiento de fragilidad, amenaza, humillación y culpa, pudiendo llevar a depresión.

Los ancianos que sufren caídas poden presentar la disminución de las funciones en las actividades de vida diaria y en las actividades sociales. Para evitar el síndrome de la inmovilidad, debido al miedo de caminar y por el riesgo de otra caída, es necesario la intervención psicológica, para que sea hecha una percepción de la realidad y orientar el paciente y la familia.

Prevención de Caídas en los Ancianos

Las caídas en el día a día y durante las actividades del cotidiano pueden causar una cierta rareza de nueva situación y cuidados pueden radicalizar la disolución de identidad, desencadenando o empeorando las alteraciones mentales.

Pensando en las caídas en los ancianos la prevención tiene que tener un sitio privilegiado. Sigue algunas de las directrices:

  • Orientar el anciano de los riesgos de caídas en los ancianos y sus consecuencias. Está orientación debe ser extendida a los familiares y esta información podrá hacer la diferencia en los riesgos de caídas.
  • Valoración geriátrica, con medidas correctivas adecuadas con el objetivo: función cognitiva, psicológico, capacidad de vivir sólo y ejecutar las actividades de vida diaria.
  • Racionalización de la prescripción y corrección de las medicaciones y combinaciones inadecuadas de los mismos.
  • Reducción de bebidas alcohólicas.
  • Valoración anual: oftalmológica, auditiva y de la cavidad oral.
  • Valoración de la visión y de los pies.
  • Valoración con nutricionista para corrección de los disturbios de la nutrición.
  • Promover condiciones seguras en el domicilio (local de mayor parte de las caídas en ancianos), identificando, orientando, informando el anciano para su autocuidado y también los familiares y/o cuidadores.
  • Denunciar sospechar de malos tratos
  • Corrección de factores de riesgos ambientales (por ejemplo: instalación de barra de apoyo en el baño y colocación de piso antideslizante).
  • Medidas generales de promoción de la salud: prevención y tratamiento de la osteoporosis: calcio, vitamina D, inmunización contra la neumonía y la gripe; orientación para evitar actividades de mayor riesgo (bajar escalares por ejemplo).

Fisioterapia

Fisioterapia si es necesario y ejercicios físicos (incluso ancianos frágiles) con el objetivo de:

  1. Mejora del equilibrio de la marcha
  2. Fortalecimiento de la musculatura proximal de los miembros inferiores
  3. Mejora de la amplitud articular
  4. Estiramiento y aumento de la flexibilidad muscular
  5. Actividades específicas para pacientes en sillas de ruedas.
  6. Identificación de los pacientes que caen con frecuencia, encorajándolos a superar sus miedos de nueva caída con programa regular de ejercicios.

Ancianos que se mantiene en actividad, minimizan las chances de caer y aumentan la densidad ósea evitando las fracturas.

El Método Pilates y sus Principios

El Joseph Pilates ya decía en 1934 sobre las enfermedades físicas y sobre el sedentarismo, las cuales el hombre no puede curar o prevenir con los medicamentos, pero con sus propios esfuerzos, el simple acto de ejercitarse y de las simples reglas de la salud que pueden y deben ser observadas.

En la tercera edad, entonces, el ejercicio físico puede ser una manera de intervención para minimizar los efectos del envejecimiento y sus alteraciones, conforme colaboran investigaciones, determinando el suceso del proceso de envejecimiento.

Por lo tanto es fundamental que los programas de ejercicios adoptados por los ancianos sean adaptados a las necesidades de cada persona. A pesar de tener muchas dudas de cuál es la mejor manera prescribir y orientar la actividad física. Hoy la tendencia es asociar los ejercicios aeróbicos con los ejercicios resistidos.

La contrología era definida por Joseph Pilates como la arte de control y de equilibrio entre la miente y el cuerpo, o sea, el control consciente y no mecánico de los músculos y de sus movimientos, con el objetivo de la perfección física.

La técnica tiene seis principios básicos:

  • Respiración: coordenada con los movimientos, la respiración correcta utiliza la musculatura profunda del abdomen, el suelo pélvico y los músculos erectores de la columna, expirando al realizar esfuerzo.
  • Centralización: importante resaltar que el power house o el centro de fuerza es un termo creado por Pilates para definir la región central del cuerpo, los músculos abdominales, el suelo pélvico, los músculos erectores de la columna y los músculos flexores y extensores de la cadera.
  • Concentración: realización de las actividades pensando en los músculos que están siendo trabajados, de modo a hacer con que el sistema nervioso central encamine más impulsos en la área de acción.
  • Control: utilizar la miente para controlar los movimientos, manteniendo un padrón suave.
  • Precisión: ejercitarse de manera controlada y eficaz
  • Fluidez: realizar movimientos continuos y ritmados.

La técnica de Pilates presenta varias maneras de ejercicios, los cuales pueden ser practicados por ancianos pensando en evitar disfunciones en consecuencia de la edad y evitar las caídas.

El desarrollo de apenas algunos músculos lleva a un desequilibrio. Así, los ejercicios deben ser ejecutados con repeticiones apropiadas, graduales, que se adquiera un ritmo natural.

El principio del relajamiento, que no está entre los seis principios básicos del Método, pero es considerado un factor importante cuando se tiene tendencia al control excesivo.

El método Pilates beneficia el sistema circulatorio, proporcionar mejora acondicionamiento físico, flexibilidad, amplitud muscular y alineamiento postural, pudiendo también contribuir con la consciencia corporal y la coordinación motora.

Benefícios del Pilates

Son muchos los beneficios proporcionado por el Pilates a los ancianos, con el objetivo de prevenir el riesgo de caídas podemos resaltar:

  • Mayor Percepción de los Movimientos
  • Fortalecimiento Muscular
  • Aumento de la Flexibilidad
  • Mejora de la Autoestima
  • Mejora del Control Muscular
  • Mejora de la Amplitud de Movimiento
  • Mejora de la Postura
  • Mejora de la Consciencia Corporal
  • Mayor Equilibrio
  • Coordinación

Valoración del Alumno Anciano

Para que los resultados obtenidos en el Pilates sean positivos y más importante, que sean funcionales para los ancianos, es necesario que sea realizada una valoración funcional, física y que sea apuntado todos los datos, entre ellos:

  1. La rutina de las actividades de vida diaria
  2. Presencia de escalares en la casa
  3. Medicaciones
  4. Bebidas alcohólicas
  5. Humo
  6. Enfermedades
  7. Hábitos alimentares
  8. Calidad del sueño
  9. Trabajo en casa
  10. Acompañamiento médico

Después de la valoración es necesario un gran conocimiento de los ejercicios del Pilates, de las condiciones físicas del alumno, y cómo hacer para que ese proceso de evaluación sea realizado de manera coherente, pues tenemos algunos ejercicios para los alumnos principiantes, para los alumnos intermediarios que pueden ser realizados en los equipamientos o en el suelo.

Conclusión…

Es importante cuando pensando en un trabajo con ancianos en los estudios de Pilates, que debe ser seguro, donde tenemos que demostrar confianza y también un respeto en todo el planeamiento de las clases para evitar frustraciones al alumno.

Siempre recordando que ese alumno de llevar el Pilates para su vida de manera consiente.

Por supuesto que para los ancianos es importante que tú tengas paciencia y cariño, pues todo eso puede trasparecer y hacer con que ese alumno tenga por ti un gran cariño y respeto, es más importante que el método Pilates pueda ser un gran aliado en la disminución del riesgo de caídas.

Es un consenso que la caídas en los ancianos es multifactorial de alta complejidad terapéutica y de difícil prevención, en ese facto el Pilates es eficaz, agradable y de menor costo beneficio.

El objetivo es mantener la capacidad funcional, entendiendo ese nuevo concepto de salud particularmente relevante para los ancianos como la manutención de las habilidades físicas y mentales, así eses ancianos serán independientes y autónomos.

 

Referencias Bibiograficas
  • Freitas EV, Py L. Tratado de Geriatria e Gerontologia. Rio de Janeiro: Guanabara Koogan, 2012.
  • Pilates J. H, A Obra Completa de Joseph Pilates: Sua Saúde – O Retorno à Vida Contrologia, Phorte, 2010.

Written by Ivan França

Ivan França

- Fisioterapia (UNIP)
- Postgrado en el Método Pilates (UNIP)
- Formación en pilates completo en el Espaço Pilates
- Prevención y diagnóstico de lesión en el Analise Postural
- Towelwork, Marwork, Spine Corrector Fletcher (Mat.II)
- Transición de ejercicio y fluidez en el Mat. Pilates
- Construcción de clase en estudio
- Pilates y la Escoliosis
- Garuda: Fundamentos Matwork
- Mat Class: Pilate Hoy
- BMC Pilates®. El Core de la programación
- Pilates del clásico al contemporáneo

4 posts

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *